Tres versos

Tres versos, e incluso cuatro,
me han enamorado de ti, amada mía:
tus ojos suaves, tus manos que sueñan,
tu piel de caricia, tus labios que miran.

Todos ellos hacen de ti
una ilusión, una divina cadencia,
detallando en tu persona
el más valioso poema,

escrito en la carne y en el hueso
que a tu precioso baúl albergan,
exhalando, oh precioso sueño que caminas,
el amoroso perfume de tu esencia

4 comentarios sobre “Tres versos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s