Leer a un poeta

Leer a un poeta sin descubrir su corazón tras sus palabras es comerse la cáscara y desechar la esencia de la fruta.

Anuncios