Mi voz

Mi voz no es el eco de la campana
que al unísono llama
para guiar hacia un muerto rito a las almas.
Ni tampoco es el discurso fabricado
de aquellos, que politizados
ofrecen los bienes y recursos del estado.
Ni quiero transmitir el desespero socialista
de batallas y de sueños irrealistas,
de maestros que buscan ideológicas conquistas.

Anhelo que mi voz sea el riachuelo y el camino,
el canto del ave, del soñador y el peregrino
que sueña y lucha por un mejor destino,
acompañada por el verso que labora
junto al sueño que alza sus manos y ora,
con todo cariño, para que llegue la hora
de contemplar la justicia vengativa,
aniquiladora del odio y la mentira.
Y así, como humilde campesina,
siembre en cada tierra la esperanza,
dando abrigo al milenial discurso que se canta
para crear arados con el metal de las armas.

Ese día, mi voz se irá tranquila,
y vendrá un glorioso canto de alabanza
que no será socialista
y borrará la voz de la campana.

Ese día, será otra Voz la que pronuncie
las más benditas palabras…

12 de febrero, 2011

Imagen tomada de: Algunas historias del sonido que quizá no hayas oído …

2 comentarios sobre “Mi voz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s