Refugio

Fríos, los árboles huyen entre las sombras de la noche. Buscan refugio entre las luces escondidas en los ojos, ¡tus ojos!, esos ojos llenos de abrazos y esperanzas, profundos como pozos, ardientes como llamas, puertas de un intenso mundo donde escribes lo que amas... Imagen tomada de Pexels